Guía para comprar un SSD (Solid State Device, Dispositivo de Estado Sólido)


En esta entrada del Blog del año 2008 comente el tema de los SSD (Solid State Device, Dispositivos de Estado Sólido). Un SSD se compone de varias piezas como se puede apreciar en esta imagen:

Componentes de un SSD

Componentes de un SSD (Click para agrandar la imagen)

  • Un PCB (Printed Circuit Board, Circuito Impreso), en este caso de color verde, sobre el que se montan los componentes electrónicos.
  • Una Controladora de Memoria que determina en gran parte el rendimiento del SSD.
  • Una memoria cache que determina en parte su rendimiento.
  • Varias memorias NAND Flash que determina la capacidad de almacenamiento del SSD y en parte su rendimiento; lo habitual es que actualmente los SSD de uso “doméstico” sean de tipo MLC (Multi Level Cell), aunque los SSD de gama profesional suelen ser SLC (Single Level Cell).
  • Los conectores Serial ATA de datos y alimentación (Corriente), actualmente son Serial ATA300 (Hasta 300 MB/Seg), aunque están apareciendo SSD con Serial ATA600 (Hasta 600 MB/Seg), hay que tener en cuenta que actualmente ningún disco duro mecánico aprovecha SATA300 ya que ningún disco duro es capaz de tener una tasa sostenida en lectura/escritura de datos de 300 MB/Seg que es lo máximo que soporta SATA300, por lo que SATA300 y SATA600 serán aprovechados únicamente por SSD ya que estos tienen tasas de lectura/escritura muy superiores a los discos tradicionales.
  • Una carcasa metálica para protegerlo donde también esta la etiqueta informativa del fabricante con la marca, modelo, capacidad,… que tiene el SSD.

Actualmente los SSD están  adquiriendo cierto auge como sistema de almacenamiento de datos (Básicamente se usan para el Sistema Operativo y los programas, ya que para almacenamiento masivo de datos no son rentables económicamente) debido a que tienen algunas ventajas sobre los discos duros tradicionales (Información de OZC en PDF e inglés):

  • Menor tiempo de acceso (Menor de 1 ms) que los discos duros mecánicos de:
    • 5.400 Rpms (Ej: Samsung ECO Green) y 5.900 Rpms (Ej: Seagate Barracuda LP): Suelen usarse en el entorno doméstico como almacenamiento de datos ya que no se necesita una alta tasa de transferencia de datos ni un tiempo de acceso bajo.
    • 7.200 Rpms: Suelen emplearse en el entorno doméstico para cargar el Sistema Operativo y programas ya que tienen mayor rendimiento que los modelos citados anteriormente de 5.400 y 5.900 Rpms, ya que su tiempo de acceso en el mejor de los casos es de unos 9 ms.
    • 10.000 Rpms (Ej: Velociraptor, actualmente es el único disco duro SATA300 del mercado, aunque hasta hace poco estos discos sólo se tenían conexión SCSI o SAS): Suelen utilizarse en el sector profesional (Aunque al ser discos SATA pueden utilizarse en placas base domésticas con conectores SATA sin necesidad de realizar un gran desembolso económico como ocurre con los discos SCSI/SAS que necesitan una controladora SCSI/SAS aparte), tienen un tiempo de acceso en el mejor de los casos de unos 4,5 ms.
    • 15.000 Rpms (Ej: Discos SCSI/SAS): Se utilizan mayoritariamente en el sector profesional (Requieren controladoras SCSI o SAS), tienen un tiempo de acceso en el mejor de los casos de unos 3,4 – 3,5 ms.
  • Mayor tasa de lectura (Normalmente de 200 MB/Seg o más) y escritura (Normalmente de 100 MB/Seg o más) de datos secuencial, aunque existen SSD de gama “baja” con menores prestaciones (Ej: Intel X25-V de 40 GB tiene: 170 MB/Seg en lectura y 35 MB/Seg en escritura).
  • Mayor tasa de lectura y escritura aleatoria, aunque esta caracteristica depende en parte del tipo de SSD ya que algunos SSD no destacan en este apartado el cual es bastante importante si el SSD se va a dedicar a correr un Sistema Operativo y los programas (Actualmente es el uso habitual para un SSD ya que no tiene mucho sentido utilizarlos como medios de almacenamiento masivo de datos, para finalidad trae más cuenta comprar un disco duro de gran capacidad ya que son bastante más baratos).
  • Mayor cantidad de operaciones de entrada/salida por segundo (IOPS: Input-Output per Second).
  • Al no disponer de partes mecánicas ni móviles (Motor, Cabezales, Brazo,…) como los discos duros tradicionales, los SSD:
    • Son menos propensos a fallar (Sólo puede haber fallos eléctricos y/o electrónicos),  de hecho un SSD suele tener un tiempo estimado de vida de 1.000.000 de horas MTBF o más (Los discos duros domésticos tienen entre 500.000 y 750.000 horas MTBF y los discos duros profesionales oscilan entre 1.000.000 y 1.400.000 horas MTBF), aunque eso no significa que un SSD o un disco duro puedan durar decenas de año sino que deben tomarse como indicador de mayor calidad en la construcción del dispositivo.
    • No producen ruido ni vibraciones.
    • Apenas se calientan por lo que no se ven afectados por problemas de altas temperaturas, aunque eso no significa que tengan unos limites de temperatura para funcionar.
Intel X25-M

Intel X25-M

El rendimiento de los SSD varía de un modelo a otro (Estas variaciones de rendimiento pueden ser relativamente altas entre unos modelos y otros sobre todo si pertenecen a generaciones distintas y/o familias de productos diferentes, de hecho OCZ tiene una “categorización” de sus productos en formato PDF, esta clasificación está en función de las prestaciones y capacidad del SSD, lo cual nos puede dar una idea del enfoque comercial del SSD en cuestión en función de su rendimiento/capacidad aunque este sea de otro fabricante), esto se debe en gran parte a la controladora de memoria que integra el SSD, se puede encontrar más información en:

Actualmente hay varias controladoras entre ellas:

  • JMicron JMF612 (Sucesora de la primeras JMF602/602B las cuales tenían un rendimiento irregular).
  • Indilix Barefoot (ARM7) con DRAM ELPIDA: Tienen un rendimiento en general bastante bueno, está implentada en algunos SSD como los G.Skill Falcon o el SuperTalent Ultra ME.
  • Intel con DRAM Samsung: Aunque tienen una tasa de escritura algo “baja” si se compara con otros modelos, los Intel X25 destacan por su rendimiento en lectura y escritura aleatoria, la cual es un punto importante para tener un SSD para Sistema Operativo y Programas y de hecho pocas controladoras de SSD actuales las pueden igualar en este aspecto.
  • Samsung con DRAM Samsung: Utilizada en algunos modelos como los OCZ Summit y los Corsair P Series.
  • Marvell (Es un fabricante de semiconductores): No hay mucha información sobre estas controladoras.
  • SandForce, tiene dos controladoras diferentes: SF-1200 (Mercado doméstico) y SF-1500 (Mercado profesional): Actualmente son poco conocidas pero tienen un rendimiento muy bueno, se han utilizado entre otros SSD en los OCZ Vertex2/Agility2.
  • Asi mismo los fabricantes de discos duros como Seagate (Pulsar) y Westen Digital (SiliconEdge Blue ) también han entrado en el sector de los SSD.
OCZ Vertex2

OCZ Vertex2

Sin embargo los SSD tienen varias pegas principalmente:

  1. Alto precio por GB, el cual oscila entre los 2,5 €/GB y los casi 5 €/GB para los modelos de 32 a 64 GB (Un disco duro SATA300 de 7.200 Rpms y 500 GB tiene un precio actual de unos 55 €, lo que significa que el coste por GB sería de unos 0,11 €/GB aunque no tiene las mismas prestaciones).
  2. Escasa capacidad ya que las unidades más pequeñas que pueden considerarse con buen rendimiento y “asequibles” (Entre 150 y 250 € aproximadamente), son de entre 32 y 80 GB.
  3. Generalmente son unidades de almacenamiento de 2,5″ (Tiene el mismo tamaño que un disco duro de portátil) es decir que para utilizarlo en un equipo de sobremesa es necesario comprar un adaptador si el SSD no lo lleva (Aunque existen algunos modelos de 3,5″ (Como es el caso de los OCZ Colossus/Colossus LT) e incluso en formato PCI Express como es el caso de los OCZ Z-Drive, estos últimos son excesivamente caros actualmente) dicho adaptador de 2,5″ a 3,5″ aunque no es muy caro es un componente necesario si no queremos dejar el SSD “tirado” dentro de la caja expuesto a posibles golpes cuando la movamos de sitio.
  4. Sufren una degradación del rendimiento con el uso (A los discos duros mecánicos les pasa algo similar y es necesario desfragmentarlos con cierta frecuencia), esto en parte se ha solucionado con software de limpieza manual (Ej: Sanity Erase o Intel SSD Tool Box) o bien con las intrucciones como Garbage Collection (Integradas en algunos OCZ) o las intrucciones TRIM (Información de Wikipedia) que por cierto las intrucciones TRIM actualmente no son compatibles con los niveles RAID (Hay más información sobre RAID en esta entrada del Blog).

Por último dejo unos cuantos análisis de algunos SSD actuales interesantes y que se pueden encontrar relativamente fácil en el mercado español:

  • Intel X25-V “Postville” G2 de 40 GB (Actualmente ronda los 110 € aproximadamente), tiene una tasa de lectura de 170 MB/seg y “sólo” 35 MB/Seg en escritura secuencial, aunque al igual que el X25-M destaca en pruebas de lectura/escritura aleatoria (Lastima que tenga una tasa de escritura secuencial tan baja, de hecho teniendo en cuenta el precio del Intel X25-M de 80 GB (Ronda los 210 € aproximadamente), Intel podría haber sacado un X25-M de 40 GB por unos 125 € aproximadamente que lo posicionaría mejor en relacion precio/rendimiento. Reviews de: Hispazone, Overclock.net (En inglés), AnandTech (En inglés).
  • Intel X25-M “Postville” G2 de 80 GB (Actualmente ronda los 210 €): Tiene una tasa de lectura de 250 MB/seg y “sólo” 70 MB/Seg en escritura secuencial, aunque destaca en pruebas de lectura/escritura aleatoria. Reviews de: Hispazone, Hard-H2o, TomsHardware (En inglés), AnandTech (En inglés) y Legit Reviews (En inglés). Los Kingston SSD Now Series M son remarcados de Intel.
  • OCZ Vertex Turbo de 30GB y 60 GB (Rondan los 165 y 215 € respectivamente): Tiene una tasa de lectura de 240 MB/seg y 145 MB/Seg en escritura secuencial. Reviews (En inglés) de: Guru3D y BenchMarkReviews sobre el modelo de 120 GB.
  • OCZ Vertex Limited Edition (OCZ Vertex LE) con controladora Tailor Made OCZ (Según los datos de este PDF de OCZ, aunque según los datos de las Reviews parece ser que la controladora sería una SandForce SF-1500) de 50 GB (Ronda los 215 € aproximadamente): Tiene una tasa de lectura de 270 MB/Segy 250 MB/Seg en escritura secuencial. Reviews (En inglés) de: Legit Reviews y AnandTech.
  • OCZ Agility2 (SandForce SF-1200) de 50 GB (Actualmente ronda los 215 € aproximadamente): Tiene una tasa de lectura de 285 MB/Seg y 275 MB/Seg en escritura secuencial (Tiene menor cantidad de IOPS que los Vertex2). Reviews (En inglés) de: AnandTech y PC Perspective.
  • OCZ Vertex2 (Controladora SandForce SF-1200) de 50 GB (Actualmente ronda los 235 € aproximadamente): Tiene una tasa de lectura de 285 MB/seg y 275 MB/Seg en escritura secuencial. Reviews de: Guru3d y TechSpot sobre el modelo de 100 GB.
  • G.Skill Falcon/Falcon II (Indilix Barefoot): Tiene una tasa de lectura de 220 MB/Seg y 110 MB/seg en escritura secuencial. Reviews de: Tóxico PC y Hard Concept sobre el modelo de 64 GB; Guru3d y Hardware Canucks (Ambas en inglés) sobre el modelo de 128 GB. Según parece G.Skill va a sacar unos SSD basados en las controladoras SandForce (SF-1200) denominados Phoenix.

Así mismo otros ensambladores de memoria nand flash como por ejemplo:

  • Corsair:
  • Patriot:
  • Supertalent:
  • Mushkin IO (Controladora Indilix) con capacidades de 64, 128 y 256 GB. Reviews en inglés de: Overclockers Club y Benchmarkreviews. Actualmente Muskhin tiene una serie denominada Callisto que utiliza controladoras SandForce 1200 (SF-1200).
  • Crucial:
    • M225 (Indilinx Barefoot) con capacidades de 64, 128 y 256 GB.
    • C300 (Controladora Marvell, como indican en su Data Sheet en formato PDF) con capacidades de 64, 128 y 256 GB y conexión SATA300/SATA2 ó SATA600/SATA3 (Actualmente son los únicos SSD que disponen de esta conexión ya que el resto de modelos son SATA300/SATA2). Reviews (En inglés) de: Benchmarkreviews y Tweaktown.
Crucial Real SSD C300

Crucial Real SSD C300

Han sacado al mercado SSD a tener en cuenta, aunque muchos de ellos sólo se encuentran en tiendas online fuera de España.

A %d blogueros les gusta esto: