Opciones de almacenamiento de claves (Password)


En una entrada anterior del Blog comente la creación de contraseñas (Password) seguras, sin embargo si usamos diferentes contraseñas es normal que no nos “acordemos” de cuál tenemos que usar en una web concreta (ej: eMail, Banca electrónica, Tiendas online, Foros,…), para solucionar esto existen varias opciones:

  • Recurrir a un software (Programa) de la nube (Internet), en GenBeta comentan algunos.
  • Utilizar un software en Windows que permita almacenar las contraseñas de una forma segura (Encriptando el fichero que las almacena), en GenBeta se puede encontrar varios programas de este tipo; entre ellos destaca KeePass Password Safe, es un software freeware (Es Open Source) del cual existe una versión instalable y otra portable (Esta última se puede llevar en una memoria flash USB); este programa permite bloquear la base de datos que contiene nuestras claves mediante uno de estos tres sistemas:
  • Contraseña maestra.
  • Archivo de clave generado al crear la base de datos.
  • Asociar nuestra cuenta de usuario de Windows con la base de datos (Esta me parece opción más sencilla, pero a la vez la menos segura porque si dejamos nuestro equipo encendido con nuestro usuario activo, otra persona podría llegar a ver las claves).

Así mismo en Destroyerweb se puede encontrar un tutorial sobre Keepass.

¿Qué es x86 y x64?


En muchas ocasiones vemos entre las especificaciones de algunos componentes (Ej: Procesadores) y/o Software (Sistema Operativos, Drivers (Controladores), Programas,…) los términos:

Ambos términos se refieren al tipo de arquitectura que soportan los productos. En el primer caso (x86) indica que el producto se ha diseñado para sistemas de 32 Bits; mientras que en el segundo caso (x64 ó x86-64) indica que el producto se ha diseñado para sistemas de 64 Bits (Por norma general un Sistema Operativo de 64 Bits suele ser compatible con las aplicaciones de 32 Bits, salvo que se haya diseñado de cero como es caso de los Intel Itanium que tenían una arquitectura de 64 Bits “propia” (Denominada IA64, información de Wikipedia) que es  incompatible con las de 32 Bits anteriores y con las arquitecturas x64/x86-64 actuales). Esta clasificación (x86 y x64) apareció a raíz de los primeros procesadores de 64 Bits (Los Athlon 64) y los primeros sistemas de 64 Bits (Entre ellos Windows XP x64 y Vista x64).

Hay que tener en cuenta que un procesador de:

  • 32 Bits (x86) únicamente es compatible con Sistemas Operativos, Drivers y Software (Programas, Utilidades, Juegos,…) de 32 Bits, como es el caso de los Athlon XP (K7), los Pentium 3 y muchos Pentium 4 que únicamente soportan 32 Bits.
  • 64 Bits (x64) es válido tanto para Sistemas Operativos de 64 Bits  (Incluyendo: Drivers y Software (Programas, Utilidades, Juegos,…) de 64 Bits); como por ejemplo: Windows Vista x64, Windows 7 x64 y las Distribuciones Linux x64,pero también son retrocompatibles (Compatibilidad hacia atrás) con los Sistemas Operativos de 32 Bits (Ej: Windows XP y Distribuciones Linux x86). Los procesadores actuales como Athlon 64/Phenom (K8 y K10),  Core 2 Duo/Quad y Core i3/i5/i7 soportan tanto 32 como 64 Bits.

¿Qué cambios de hardware implican la reinstalación del Sistema Operativo?


En muchas ocasiones cambiamos/actualizamos componentes de nuestro ordenador sin saber si es necesario reinstalar el Sistema Operativo (Incluyendo un formateo) junto con sus drivers (Controladores) y Software (Programas y Juegos).

Por norma general los cambios de componentes no críticos como:

  • Periféricos: Impresoras, Escáner, Multifunción, Web Cam, Módem,…
  • Componentes: Tarjeta de sonido, de red (Ethernet, Wifi,…), gráfica, microprocesador (Siempre que no incluya cambio de placa base), Memoria RAM, Unidades ópticas,…

No requieren la reinstalación del Sistema Operativo salvo que la instalación de los dispositivos no se haga correctamente y la reinstalación de los mismos (Previa limpieza de archivos relacionados con el dispositivo) no funcione correctamente (Lo habitual es que no sea necesario reinstalar el Sistema Operativo).

Por otro lado en el caso de cambiar componentes críticos como:

  1. Placa base (Motherboard o Mainboard).
  2. Cambio de procesador (Incluyendo una placa base diferente).
  3. Disco duro de Sistema (Si se añade un otro disco duro para almacenamiento no es necesario reinstalar el Sistema Operativo, bastaría con particionar y formatear el disco duro de almacenamiento desde el propio administrador de discos del Sistema Operativo).

Si es necesario reinstalar el Sistema Operativo porque:

  • En el primer y segundo caso (Incluye un cambio de placa base) lo que supone muy probablemente un cambio de Chipset (Northbridge y Soutbridge), además de los componentes integrados en la misma (Tarjeta de sonido, Red, USB, Controladoras IDE/SATA,…) sobre todo si las placas base son de plataformas diferentes (Ej: Pasar de una placa base Intel P45/ICH10R a una placa AMD 890FX/SB850), aunque en Noticias3D hay un artículo bastante técnico a la par que interesante sobre como cambiar una placa base sin tener que reinstalar todo de nuevo (Aunque generalmente suele compensar más una reinstalación desde cero ya que si nuestro sistema no es estable es mejor opción reinstalarlo de nuevo desde cero).
  • En el segundo caso si cambiamos el disco duro de Sistema por la razón que sea (Ej: Avería, Quedarse “corto” de espacio, Necesidad de mayor rendimiento en el sistema de almacenamiento principal,…) también es necesario reinstalar el sistema Operativo, aunque en este caso se podría hacer una antes  imagen previa con algún software específico (Ej: Acronis True Image, Norton Ghost o similar, en esta entrada del Blog hay más información sobre este tipo de software) para restaurarla en el disco nuevo siempre y cuando:
    • El sistema operativo no tenga ningún malware y/o funcione correctamente (En el caso de que presente inestabilidad es mejor opción reinstalarlo todo desde cero).
    • Mantengamos el Sistema Operativo que tenemos instalado actualmente (Si vamos a actualizar el sistema (Por ejemplo pasar de Windows XP a Windows 7 seria necesario hacer un formateo para poder instalar el nuevo sistema operativo).
    • No sea necesario alinear particiones (Esto suele pasar en caso de cambiar de un disco duro con sectores de 512 Bytes a uno de 4 KB, teniendo un Sistema Operativo Windows anterior a Windows Vista y/o Seven/7 como puede ser el caso de Windows 2000/XP).

¿Cuáles son las averías más caras de un ordenador de sobremesa?


Los ordenadores como cualquier otro equipo electrónico doméstico (Lavadora, Lavavajillas, Televisión,…) pueden sufrir una avería, centrándome en las averías de hardware que puede tener un ordenador (Sin tener en cuenta periféricos como: Monitor, Impresora, Escáner, Multifunción, Altavoces, Módem, Router,…), de mayor a menor importancia y coste (En este último caso teniendo en cuenta tanto los materiales como de montaje/configuración o mano de obra) sería:

  1. Disco duro (HDD: Hard Disk Drive): En caso de que el disco duro falle, será necesario cambiarlo por uno nuevo, además generalmente es necesario reinstalar el Sistema Operativo de nuevo junto con los datos del usuario, y si además es necesario recuperar los datos del disco duro antiguo porque no es accesible (Tiene un fallo grave en la controladora o en alguna pieza mecánica) el coste de la reparación puede dispararse ya que la recuperación de datos es un proceso complejo y costoso (Por esta razón es necesario tener copias de seguridad de los datos importantes en otros soportes de almacenamiento).
  2. Placa base (Motherboard o Mainboard): Es otra de las averías más caras, en primer lugar es necesario encontrar una placa base nueva compatible con el hardware (Procesador, Memoria, Tarjeta Gráfica,…) que tenemos (A veces puede ser necesario incluso tirar de segunda mano si no se encuentran nuevas, aunque habría que informar de ello al usuario), además es necesario desmontar practicamente el equipo completo, volver a montarlo de nuevo dentro de la caja y por norma general es necesario reinstalar el Sistema Operativo (Si los datos de usuario se encuentran en otra partición o disco duro diferente no es necesario salvarlos, en caso contrario sería necesario salvar los datos si no lo ha hecho el usuario), ya que por regla general es dificil que dos placas base tengan el mismo Chipset, Tarjeta de sonido, Red,…
  3. Microprocesador (CPU: Central Processing Unit, Unidad Central de Procesamiento): El coste depende en parte de si es posible encontrar un procesador nuevo compatible (En ciertos casos hay que tirar de segunda mano, informando previamente al usuario) con la placa base (Sin tener que actualizar la BIOS (Basic Input-Output System, Sistema Básico de Entrada/Salida) de la placa base ya que algunos procesadores actuales sólo funcionan en placas antiguas si se actualiza la BIOS a una versión más actual y si no tenemos un procesador compatible será casi imposible realizar dicho cambio; además hay que desmontar el disipador de CPU para quitar el procesador (CPU) averiado, colocar el procesador nuevo, limpiar la pasta térmica del disipador original e instalar de nuevo el disipador con pasta térmica nueva (El uso de pasta térmica evita que el procesador se sobrecaliente excesivamente), en el caso de que el disipador no sea compatible con el nuevo procesador sería necesario además sustituirlo por uno que soporte el calor generado por el nuevo procesador.
  4. Tarjeta gráfica (GPU: Graphics Processing Unit, Unidad de Procesamiento Gráfico): Por regla general su coste en mano de obra no suele ser excesivo (Hay que tener en cuenta que debe ser compatible, es decir si tenemos una tarjeta AGP es necesario comprar una AGP, si es PCI Express (PCIe) e habra que comprar una PCIe, ya que las tarjetas AGP y PCIe son incompatibles fisicamente) ya que el cambio en caso de ser la misma tarjeta (Ej: Pasar de una Ati a otra Ati, o de una nVidia a otra nVidia con suerte puede bastar con cambiar una tarjeta por otra (En muchos casos los drivers instalados si son de los más actuales es posible que soporten la nueva tarjeta gráfica, sin embargo en caso de ser tarjetas de fabricantes diferentes, ej: Ati, nVidia) habría que:
    1. Desinstalar los drivers de la gráfica antigua.
    2. Realizar una limpieza de los registros que hayan podido dejar los drivers antiguos e incompatibles al ser de otro fabricante.
    3. Sustitución de una tarjeta por otra en el equipo.
    4. Instalar los drivers de la tarjeta nueva (Raramente suele ser necesario reinstalar el Sistema Operativo).
  5. Otras tarjetas (Ej: Sonido, Red, TV,…) siguen un proceso similar al de las tarjetas gráficas.
  6. Unidades ópticas (Lector o Grabadora DVD): En caso de avería en principio basta con sustituir una por otra y poco más si acaso actualizar el programa de grabación si este es antiguo y no reconoce la grabadora nueva (No suele ser necesario reinstalar el Sistema Operativo).
  7. Fuente de alimentación: Si únicamente hay que cambiar una fuente por otra la reparación no es muy costosa, el mayor problema que se puede presentar es que al averiarse la fuente, esta se “lleve” con ella algún/algunos componente/s lo cual puede aumentar considerablemente el coste de la reparación.
  8. Pila de BIOS: Las placas base llevan una pila de botón/plana (Generalmente de tipo CR2032) que pasado unos años acaba agotandose, la función de esta pila es guardar los valores de configuración de la BIOS, en caso de que no los guarde suelen aparecer algunos errores en el arranque y con el uso del Sistema Operativo (Uno muy frecuente es que la hora esta equivocada aunque el usuario la corrija).
  9. Otra avería bastante frecuente y que suele aparecer con el paso del tiempo es la acumulación de polvo en los sistemas de refrigeración (Disipadores y ventiladores) del ordenador, esta acumulación de polvo y pelusas hace que el rendimiento de los sistemas de refrigeración se reduzca bastante y puedan producirse inestabilidad en el uso del equipo (Bloqueos, Reinicios, Apagados del equipo). En csaso de tener que sustituir los sistemas de refrigeración el coste de la reparación puede aumentar ligeramente.

En el caso de equipos muy antiguos (Con varios años de uso) posiblemente sea mejor opción comprar un equipo nuevo de bajo coste si las necesidades del usuario no son excesivas (Ofimática, Internet, Reproducción Multimedia,…), en caso de necesitar un equipo para un uso más especializado (Ej: Juegos, Edición de Video, Máquinas virtuales, Reproducción de video en Alta Definición con alta calidad,…) es mejor opción comprar un equipo de gama media/alta que aunque sea más caro ofrecera mayor rendimiento (Lo que se traduce en menor tiempo de ejecución de procesos o bien en la posibilidad de poder ejecutar procesos de una forma más o menos “fluida”, cosa que con un equipo de bajo coste posiblemente no sea posible ya que aunque puede ejecutar los procesos posiblemente se “atasque” al no tener los recursos (Procesador (CPU), RAM, Gráfica (GPU),… necesarios; esto suele pasar sobre todo en juegos en los que suele ser más aconsejable tener en cuenta los requisitos recomendados en lugar de los requisitos mínimos).

En cuanto a Software la avería más habitual y costosa suele ser la reinstalación del Sistema Operativo ya que suele implicar:

  • Comprobación de hardware (Disco duro, RAM,…) para eliminar algún posible fallo de hardware que afecte al software (Sistema Operativo y programas).
  • Copia de seguridad de los datos de usuario si sólo hay una partición (Suponiendo que el usuario no haya hecho una copia de segurida de sus datos previamente).
  • Reinstalación de Sistema Operativo (Incluyendo creación de particiones y configuración del Sistema).
  • Reinstalación de los drivers (Controladores) de los dispositivos (Chipset placa base, Tarjeta gráfica, Tarjeta de sonido, Tarjeta de Red, Impresora,…).
  • Reinstalación de los programas utilizados por el usuario.
  • Restauración de los datos de usuario.

¿Qué puede fallar en un ordenador?


Las averias de un ordenador pueden ser diversas ya que un equipo informático no es más que un conjunto de componentes (Placa base, Memoria RAM, Procesador, Disco duro, Gráfica,…) que funcionan como un “único” dispositivo (Ordenador), para empezar habría que distinguir fallos de:

  • Hardware, es decir de los componentes propiamente dichos (Ej: Fuente de alimentación, Memoria RAM, Disco Duro, Tarjeta Gráfica, Procesador, Placa base,…), esto también incluiría componentes electrónicos como por ejemplo condensadores (En muchos casos pueden hincharse y ser una fuente de problemas ya que han finalizado su vida útil).
  • Software, es decir los programas que utiliza el ordenador, esto incluye: Sistema Operativo, Drivers (Controladores), Programas, Juegos, Utilidades,… (Dentro de esta categoría estaría el denominado Software malintencionado/malicioso (En esta entrada del Blog hay más información) como: virus, troyanos, worms (Gusanos), spyware, adware,…) así como fallos en BIOS de placa base y/o Firmware de dispositivos (En esta entrada del Blog hay más información).

Como dijo Richard P. Brennan:

“Las partes del ordenador que puedes golpear con un martillo (algo poco recomendable) se llaman hardware; las instrucciones de los programas que lo hacen funcionar y a las que únicamente puedes maldecir se llaman software.”

(Richard P. Brennan)

Fuente: Motivos de Reflexión

Es decir que si tenemos un ordenador con una “avería” rara las piezas a comprobar pueden llegar a ser bastante numerosas:

  1. Fuente de alimentación.
  2. Placa base.
  3. Procesador.
  4. Memoria RAM.
  5. Tarjeta gráfica.
  6. Otras tarjetas: Red, Sonido,… (Sólo en el caso de que el error este relacionado con ellas de alguna forma).
  7. HDD (Hard Disk Drive, Disco Duro), en caso de tener más de un disco duro físico (Particionar un disco duro “físico” en varias unidades lógicas no cuenta) habría que hacer una comprobación individual de cada uno de ellos.
  8. Sistema de refrigeración del equipo (Disipadores de calor y ventiladores que si están muy sucios no realizan su función correctamente pudiendo presentar problemas de estabilidad en el equipo sobre todo en la épocas estivales cuando la temperatura ambiente es mayor).
  9. Unidades Ópticas: Lector CDs/DVDs, Grabadoras CDs/DVDs,… (Sólo en el caso de que el error este relacionado con ellas de alguna forma).
  10. Disquetera (Actualmente no suelen llevarla los equipos actuales, esta en desuso a pesar de tener cierta utilidad para momentos puntuales como por ejemplo: la instalación de drivers Serial ATA/RAID mediante F6 durante la instalación de Windows XP, diagnosticar alguna pieza (Ej: RAM o Disco duro) mediante un software específico en lugar de usar un CD, o actualizar una BIOS o Firmware mediante DOS).
  11. BIOS (Algunas BIOS pueden presentar errores con cierto hardware que en muchos casos es corregido en las actualizaciones siguientes; por lo que deben considerarse como otra “pieza” a tener en cuenta. Antes de actualizar una BIOS hay que ver si las mejoras que tiene merecen la pena ya que el proceso aunque no es complicado si es “peligroso” ya que si durante la actualizacion de BIOS (Mientras se escribe la BIOS nueva) hay algun problema, como por ejemplo: corte de luz, bios corrupta/equivocada,… la placa base puede quedar inservible).
  12. Firmware de dispositivos (En concreto en el caso de las Grabadoras en muchos casos no siempre son compatibles con todos los CDs/DVDs grababables/regrabables, esto se puede solucionar en algunos casos actualizando el Firmware del dispositivo.Antes de actualizar un Firmware hay que ver si las mejoras que tiene merecen la pena ya que el proceso aunque no es complicado si es “peligroso” ya que si durante la actualizacion del Firmware (Mientras se escribe el Firmware nuevo) hay algun problema, como por ejemplo: corte de luz, Firmware corrupto/equivocado,… el dispositivo quedar inservible).
  13. Sistema Operativo (Incluyendo las actualizaciones del Sistema Operativo)..
  14. Drivers (Controladores).
  15. Programas que generen alguna incompatibilidad con otro software (Sistema Operativo, Programas, Juegos,…).

Otros componentes a comprobar siempre que la avería pueda estar relacionada con ellos son los periféricos del equipo como por ejemplo:

  • Teclado y Ratón.
  • Monitor.
  • Impresora.
  • Escáner.
  • Multifunción.
  • Router.
  • Etc.

Normalmente la mayoría de los averías de los equipos suelen deberse a problemas de software (Generalmente en el peor de los casos con una reinstalación del Sistema Operativo, Drivers y Programas suele ser más que suficiente), sin embargo si realmente la avería se debe a alguna pieza (Ej: Memoria RAM, Disco duro, Fuente de alimentación,…) la única opción es sustituir la pieza por una nueva, ya que llevar a cabo una reparación de la misma seguramente no compense económicamente ya que el valor de la pieza nueva montada probablemente sea similar o incluso algo inferior al de la pieza reparada que por otra parte habría que volver a montar.

En Configurar Equipos hay varias guías respecto al tema de diagnóstico de averias:

Programas para trabajar con particiones de discos duros


Antes de nada hay que tener en cuenta que estos programas al trabajar en “vivo” con las particiones del disco duros suelen aconsejar hacer una copia de seguridad de los datos existentes por si acaso durante el proceso surge cualquier problema y los datos quedan inaccesibles. Así mismo si borramos una partición se perderán los datos existentes en ella aunque no de forma definitiva (En principio se podrían recuperar con software de recuperación de datos especializado), para hacer un borrado seguro de los datos existentes en un disco duro es necesario recurrir a programas especializado en dicha función.

En muchas ocasiones es necesario borrar o redimensionar una partición, para poder lograr esto una vez creadas las particiones es necesario recurrir a un programa que pueda realizar dicha tarea (En muchos casos también puede ser mediante un CD de Arranque (Similar a un Live CD de Linux) que carga un Sistema Operativo propio y realiza la gestión de particiones sin estar cargado el Sistema Operativo del disco duro ni sus programas residentes en memoria RAM).

En el mercado hay varios programas (Por norma general en inglés) de software propietario (De pago) que permiten realizar estas tareas (Personalmente prefiero hacer las particiones con el propio gestor de particiones que tienen los Sistemas Operativos durante su instalación, ya que de esta forma las particiones quedan “fijas” y no hay que estar modificándolas una vez ya creadas, ya que este tipo de modificaciones pueden suponer una pérdida de datos):

Desde hace tiempo Norton Partition Magic (Creo que la ultima versión fue la 8.x que es compatible con Windows XP y anteriores: Windows 2000, ME, 98 y NT) no se comercializa, de hecho no es compatible con Windows Vista ni Windows 7/Seven.

Sin embargo existe una aplicación similar a las anteriores pero gratuita: EASEUS Partition Master Home Edition (Existen otras versiones de pago) comentada en Genbeta y que tiene una caracteristicas similares a los programas citados anteriormente y además es compatible con Windows Vista y Windows 7/Seven.

Una alternativa a estos programas es usar la aplicación GParted incluida en las distribuciones Linux dentro de los Live CD como Ubuntu, aunque también existe un LiveCD que tiene unicamente gparted denominado GParted Live CD/USB/PXE/HD comentado en el Blog Pillate un Linux.

Programas para clonar discos duros y particiones


En el mercado existen varios softwares (Programas) propietario (De pago) para clonar discos duros completos o particiones completas entre ellos:

Sin embargo también existen programas gratuitos como:

  • Clonezilla un Live CD con licencia GPL gratuito (Información de Wikipedia y GenBeta).
  • EaseUs Disk Copy (Su licencia es Freeware) que permite clonar una partición del disco duro pero no soporta unidades USB/Firewire por lo que su uso es algo limitado y parece que sólo funciona con Windows Vista (No se si sera compatible con Windows 7/Seven).
  • EaseUs Todo Backup (Su licencia es Freeware) que permite clonar particiones en una imagen que se almacena en otra partición diferente, en SpamSpam.info hay más información sobre este programa.

Estos programas tienen varias ventajas, entre ellas:

  • Si tenemos varias máquinas con hardware similar (Placa base (Chipset), Tarjeta gráfica, Sonido, Red,…) podemos restaurar una instalación del Sistema Operativo previa que sea totalmente funcional (Incluso con los programas que teniamos instalados).
  • Si cambiamos el disco duro de nuestro equipo por otro de mayor capacidad en principio se podria restaurar la imagen del Sistema “antiguo” sin tener que reinstalar (Sistema Operativo, Drivers, Programas,…) todo de nuevo.
  • Si mantenemos nuestro equipo tal cual sin cambios y tenemos que reinstalar el Sistema Operativo (Junto con los drivers y programas) por un fallo informático (Ej: Un virus, un error grave que no permite arrancar el Sistema,…) una imagen del mismo nos ahorra bastante tiempo.

Pero estos programas también tienen sus inconvenientes:

  • La imagen que generan la hacen con los drivers (Controladores) y Programas que tenemos instalados (Cosa totalmente lógica por otro lado), es decir que si necesitamos restaurar una imagen pasado un tiempo posiblemente esa imagen sea “antigua” porque seguramente habremos actualizado los Drivers (Controladores) y los programas del equipo, por lo que en ese caso sería mejor opción reinstalar todo de nuevo con los drivers y programas actualizados y posteriormente crear una nueva imagen.
  • Si cambiamos de hardware (Ej: En lugar de tener una placa base con chipset Intel ponemos una placa base con Chipset AMD) posiblemente la restauración de la imagen no sea satisfactoria porque los drivers (Controladores) son diferentes, en este caso es mejor opción reinstalar todo de nuevo con los drivers y programas actualizados y posteriormente crear una nueva imagen.
  • Si cambiamos de Sistema Operativo (Ej: Pasamos de Windows XP a Windows 7), la imagen del Sistema Operativo antiguo no “sirve” ya que no volveremos a utilizar puesto que si restauramos esa imagen de respaldo reinstalaríamos un Windows XP no un Windows 7, por lo que una vez reinstalado el Sistema Operativo “nuevo” (Ej: Windows 7) habría que hacer una imagen del mismo.
  • Si restauramos una imagen de una partición por ejemplo la partición de Sistema (Por defecto es la Unidad C) todos los datos que tengamos en dicha partición (Ej: Mis Documentos, Escritorio,…) en caso de restaurar la Imagen se perderían siempre y cuando no hayan sido salvados en dicha imagen (Normalmente una imagen del Sistema Operativo sólo almacena el Sistema Operativo ya configurado, los drivers y los programas).
  • Así mismo a la hora de restaurar particiones hay que tener en cuenta en que unidad se restaura la imagen porque en caso de equivocarnos (Ej: Restaurar la Unidad C en la Unidad D) perderiamos los datos existentes en la Unidad D y su posible recuperación sería bastante complicada sobre todo porque muchos de esos datos estarían ya sobrescritos totalmente o de forma parcial.

De hecho los equipos de marca actuales (Ej: HP/Compaq, Acer, Lenovo, Fujitsu, Asus,…) suelen utilizar un sistema similar que permite reinstalar el Sistema Operativo junto con los drivers y los programas (Aunque muchos de estos programas son de prueba por lo que su utilidad es más que discutible) que lleva el equipo de fábrica bien desde:

  • Una partición oculta que contiene la imagen del Sistema, que es accesible mediante la pulsación de alguna o varias teclas.
  • CDs/DVDs creados con una utilidad del fabricante que tiene instalada el Sistema Operativo (Normalmente sólo deja crear un único juego de discos de Rescate).
  • Otra opción es comprar los discos de rescate al fabricante pero dado que su precio es bastante alto siempre suele ser mejor opción crearlos uno mismo.